Empleo en Ciencias de la Documentación: enero de 2019

Alguna de las preguntas que todo estudiante de Documentación se ha hecho en algún momento de su carrera, sin duda habrán sido ¿Cuáles son las salidas profesionales de la carrera de Documentación? ¿Cuáles son los nichos de empleo más destacados? ¿En qué áreas debería especializarme? ¿En qué materias tendría que esforzarme para tener más oportunidades de trabajo? En esta entrada, trataré de responder alguna de estas preguntas.

Antes de empezar a responder las preguntas, lo primero es tener en cuenta los principales perfiles profesionales en Documentación. Todas las Facultades de Documentación, deberían realizar estudios periódicos, con carácter anual, bajo este respecto, con objeto de identificar los cambios y necesidades del mercado, con objeto de orientar correctamente sus estudios. Según el departamento de Biblioteconomía y documentación de la Universidad Carlos III, existen los siguientes:

Tabla 1. Relación de perfiles profesionales. Fuente: Universidad Carlos III

Si se observa detenidamente, todos los perfiles tienen en común la gestión de la información y la documentación, en múltiples contextos, tales como los medios de comunicación, consultorías, archivos de empresa, fundaciones privadas, bibliotecas, empresas de servicios, museos, editoriales, empresas científicas, empresas de ingeniería, etc. ¿Qué significa esto? Significa que la perspectiva tradicional del bibliotecario, archivero y museólogo como perfiles básicos o únicos de la Biblioteconomía y Documentación ya no es aplicable al momento actual. No al menos, como únicas opciones para la empleabilidad de los egresados.

Se observa, que para desempeñar las nuevas actividades profesionales se requiere de una importante carga de conocimientos en torno a las siguientes materias:

  • Sistemas de gestión de documentos y contenidos ECMS, CMS y sus derivados.
  • Webscraping y Data-mining.
  • Programación y desarrollo de aplicaciones en el entorno Web en lenguaje PHP y Python.
  • Estadística básica.
  • Estadística aplicada al estudio métrico de la información.
  • Sistemas de gestión de bibliotecas y bibliotecas digitales.
  • Conocimiento de los metadatos de tipo bibliográfico, documental, de preservación, descripción de recursos digitales, descripción de documentación multimedia.
  • Conocimiento de teoría y software para el diseño de estrategias SEO/SEM.
  • Teoría y práctica de la recuperación de información, modelos, algoritmos, sistemas de ranking, software de recuperación aplicable al entorno Web y cloud-computing.
  • Conocimiento de las cadenas documentales, procedimientos y gestión de la Documentación en las organizaciones.
  • Conocimiento teórico y práctico de bases de datos de tipo SQL, operativas para el cloud-computing MySQL, MariaDB, OracleDB, PostGreeSQL.
  • Lenguajes documentales en todas sus variantes y vertientes, especialmente Clasificación Decimal Universal CDU, Encabezamientos de materias, Tesauros y Ontologías.
  • Fuentes de información generales y especializadas en ciencias puras, humanidades y ciencias sociales.
  • Conocimientos relativos a la evaluación de los recursos de información.
  • Catalogación de documentos con normativas ISBD, Reglas de catalogación, RDA, ISAD-G…
  • Marketing orientado a los servicios de información y las redes sociales.
  • Medios de comunicación y editorial.
  • Edición y catalogación de contenidos audiovisuales…

Sin embargo, aún falta por responder algunas preguntas, por ejemplo, ¿Cómo se está moviendo la demanda de empleo en Documentación? La respuesta es compleja, ya que la orientación profesional determina el porcentaje de oportunidades. Por ejemplo, si se desea emplear esfuerzo y energías en una oposición, aparte de centrar claramente el estudio en el temario pertinente, el número de ofertas de empleo público para bibliotecas y archivos, apenas supera las 40 plazas en enero de 2019, según el portal opobusca.com.

Si el objetivo es encontrar empleo especializado en el mercado libre, entonces, las oportunidades son mayores, ya que, según las últimas estimaciones, para el mismo periodo de enero de 2019, se han hallado más de 3.000 ofertas. Al leer estas líneas, quizás el ávido lector, se esté preguntando ¿Cómo se puede hacer una estimación del empleo disponible según áreas de conocimiento? La respuesta es sencilla; realizando las búsquedas expertas oportunas, con los descriptores adecuados, tanto para encontrar las ofertas, como para eliminar eliminando el ruido entre los resultados. Por tanto, el método a emplear es el siguiente:

  • Identificar los portales de empleo en los que se desea realizar las búsquedas
  • Diseñar una consulta experta, optimizada para Google, con las palabras clave, dominio y negaciones, que permitan eliminar resultados irrelevantes
  • Ejecutar la consulta en el buscador y obtener todos los resultados, incluyendo aquellos que el buscador no muestra en la primera vista, por ser similares (que no iguales
  • Contabilizar el número de resultados obtenidos cuya dirección URL y título sea diferente, siempre que no corresponda con una página intermedia o genérica del portal de empleo en el que se está buscando
  • Repetir el proceso con todos los perfiles profesionales, conocimientos y habilidades que se deseen evaluar
  • Anotar los resultados, para su tabulación, análisis y comparativa.

Por si acaso, todavía existe algún escéptico, valgan algunos ejemplos de búsqueda experta, elaborados conforme a los operadores disponible en Google 

  • inurl:www.indeed.es 2019 intitle:”buscadores” OR intitle:”search engine” OR intitle:”search” OR intitle:”recuperación de información” OR intitle:”google” OR intitle:”information retrieval” OR intitle:”lucene”
  • inurl:www.indeed.es 2019 intitle:”data analysis” OR intitle:”business intelligence” OR intitle:”analista de datos” OR intitle:”científico de datos” OR intitle:”data scientist”
  • inurl:www.indeed.es 2019 intitle:”community manager” OR intitle:”redes sociales” OR intitle:”facebook” OR intitle:”twitter”

Llegados a este punto, puedo responder otra pregunta clave ¿Cómo se está moviendo el mercado de trabajo en enero de 2019? En efecto, dado el interés para responder a esta cuestión he desarrollado la siguiente tarea de prospección, con el fin de obtener alguna orientación con la que basar nuestra opinión. Los resultados son los que siguen a continuación:

Tabla 2. Ofertas localizadas en los principales portales de empleo en torno a perfiles y habilidades profesionales. Fuente: Elaboración propia

Lo primero que llama la atención al observar el cuadro, es que la suma de todas las ofertas de empleo en todos los perfiles y habilidades profesionales, suma un total de 17.770 resultados. La cantidad es muy elevada debido a diversos factores, tales como la posibilidad de encontrar la misma oferta en diversos portales de empleo, e incluso el hecho de que no todas las ofertas obtenidas, sean exactamente del perfil o habilidad profesional buscada. Sin embargo, aun concediendo un amplio margen de error a las búsquedas, de más del 80% (margen de error casi imposible), se obtendrían como mínimo 3.000 ofertas de trabajo que realmente responden al perfil del profesional de la información y Documentación. Por ello, parece lógico pensar, que la cifra exacta de ofertas, sea muy superior, tanto en cuanto, los resultados obtenidos en los distintos portales para las distintas categorías y perfiles analizados, son muy variables, lo que permite atisbar un margen de confianza mucho mayor.

En cualquier caso, tomando los resultados, a modo orientativo, se pueden alcanzar algunas conclusiones:

  •  Que las habilidades profesionales más demandadas son “Desarrollo Web”, “Bases de datos” y “Tecnologías PHP, MySQL”, que resultan claves en los conocimientos del Documentalista en el contexto de la gestión de contenidos digitales.
  • Que el mercado demanda profesionales formados en Big-data, Analistas de datos y Community managers, ya que en suma suponen 4.601 ofertas de trabajo.
  • Entre los perfiles más conocidos, resulta ser el de Documentalista, el más demandado con un total de 83 ofertas, frente a las 9 de librero, 3 de bibliotecario en organizaciones privadas y 3 de archivero.
  • Resulta muy llamativo que librero de fondo antiguo y documentalista fotográfico, no obtengan resultados.

Figura 2. Suma de ofertas de los principales perfiles y habilidades profesionales. Fuente: Elaboración propia

Usando el mismo método aquí descrito, junto con las mismas fórmulas de búsqueda experta, en los mismos portales de empleo, se obtuvieron los siguientes resultados en junio de 2017 y junio de 2018.

Tabla 3. Relación de ofertas de empleo en el mes de junio de 2017 y 2018, así como su comparativa con el reciente mes de enero de 2019. Fuente: Elaboración propia

En la tabla se observa una variación en el número de ofertas de trabajo, aunque las tendencias advertidas en el mes de enero de 2019, resultan coherentes con los meses de junio de los años 2017 y 2018. Por otra parte, el mes de junio de 2018 fue especialmente negativo, ya que a duras penas se alcanzaron los 2.600 resultados, en comparación con junio de 2017 con más 15.000 ofertas. Esto significa que, el mercado demanda cada vez más, perfiles profesionales con una formación en tecnologías de la Documentación, capaces de resolver problemas complejos, más ingenieros, imaginativos, creativos, reflexivos, con alta capacidad de iniciativa para utilizar todas las herramientas, instrumentos y conocimientos adquiridos, con los que desarrollar su tarea profesional.

La conclusión de esta mirada hacia el mercado laboral es la constatación de que se está produciendo un profundo cambio profesional, en el que los conocimientos tradicionales y clásicos, deben convivir con las tecnologías de la información y la gestión documental. Es momento de adaptarse, observar la realidad y orientar adecuadamente los esfuerzos y estudios, a las necesidades y realidades, que parecen haber llegado para quedarse.

Sesión “Sostenibilidad del asociacionismo y transformación de la Profesión” del Congreso BAD 2018 en Fundao (Portugal).

Los Congresos profesionales son grandes ágoras en los que reencontrarse con colegas o conocer nuevos profesionales, adquirir nuevas ideas y reciclar las que ya parecían que estaban completamente asentadas. Algunas sesiones son tremendamente interesantes, otras pasan sin pena ni gloria, pero algunas veces debido al gran interés que suscitan entre los presentes, se vuelven memorables. Una de esas sesiones que perdurarán en la memoria, fue la que sucedió el día 26 de octubre de 2018 en el 13º Congreso de Bibliotecarios, Archiveros y Documentalistas celebrado en Fundão en Portugal. Bajo el título: “Sostenibilidad del asociacionismo y transformación de la Profesión”.

En esta sesión, la presidenta de la BAD Alexandra Lourenço compartió el escenario con Bruno Eiras, miembro del Consejo Directivo Nacional de la asociación BAD (Associação Portuguesa de Bibliotecários, Arquivistas e Documentalistas) , y tres invitados de asociaciones diferentes, por un lado Juan Manuel Bernardo Nieto, responsable de la Biblioteca  y Archivo de la Asociación de Prensa de Madrid y vocal de la Junta Directiva de SEDIC. Por otro lado, Elena García Mantecón, de la Asociación de Archiveros de Extremadura (AAE) y por último de Brasil, Carolina Patrícia König, de la “Associação Rio-Grandense de Bibliotecários” (ARB).

En esta sesión llamada “Sostenibilidad del asociacionismo y transformación de la Profesión”, la bibliotecaria Carolina Patrícia König, habló de como funcionan las asociaciones profesionales en Brasil, subrayando que estas son muy activas, los alumnos de biblioteconomía y documentación se inscriben desde muy pronto en las asociaciones, porque saben que con el trabajo colaborativo de los asociados consiguen realizar mejores acciones de formación para aportar un aprendizaje a lo largo de la vida a los asociados. Al mismo tiempo crean una red de contactos para cuando se incorporen al mundo laboral, y ayudan a convertir a las asociaciones profesionales en instituciones con poder para luchar mejor por los derechos de los profesionales. Además, con la fuerza de los asociados en Brasil, las asociaciones profesionales pueden ejercer como sindicatos para defender los derechos de los profesionales de la información, participar en negociaciones colectivas garantizando su cumplimiento, y negociar con instituciones públicas y privadas.

Una vez Carolina realizó su presentación, Alexandra Lourenço, agradeció a Carolina su asistencia al congreso, así como su presentación, pero sobre todo su demostración de implicación con la BAD una vez que Carolina vestía la camiseta de la asociación, y ningún asistente portugués hizo lo mismo. Este podría parecer un incidente trivial si no fuera porque seguidamente comenzó un debate con algunos de los asistentes con la presidenta sobre lo que dichos asociados consideraban sobre la escasa labor que la BAD realizaba por la preservación de los derechos de los profesionales de la información en Portugal. Un debate que reflejó las distintas visiones de lo que una asociación profesional debe realizar.

Puesto que en los estatutos de la BAD no se indica que realicen labores sindicales, pero los asociados portugueses reclamaban esta tarea, así como la de la protección de la profesión o dar a conocer la misma a la sociedad. Pero por otro lado, Alexandra Lourenço subrayó el hecho de que la BAD asistió a manifestaciones sociales, y que no hubo ni un sólo asociado con ellos para apoyar la manifestación. Sin duda ese debate fue un ejemplo de cuando el trabajo de la asociación profesional no está a la altura de las expectativas de los asociados, si bien por que no alcanzan a proteger los intereses de los profesionales (intrusismo laboral, salarios no negociados por convenio, escasa visibilidad de la profesión), porque no ofrecen formación en diferentes localizaciones, o dicha formación no sirve como puerta de acceso a los puestos laborales que no requieran de una licenciatura en Documentación.

Mesa sobre la Sostenibilidad del Asociacionismo y la Transformación de la Profesión. © BAD, 2018

Pero este debate solo fue el inicio de la sesión, porque seguidamente Juan Manuel Bernardo Nieto realizó una presentación en nombre de la Sociedad Española de Documentación e Información Científica, en dicha presentación explicó la labor de dicha asociación, así como los objetivos para el futuro de la Asociación.Tras la presentación de Juan Manuel, también se habló del hecho de que SEDIC no funciona como sindicato, y la asociación no trabaja como representante laboral de los asociados, lo cual pareció reforzar la idea de que una asociación profesional no es sinónimo de sindicato. No obstante, por otro lado, Elena García Mantecón, de la Asociación de Archiveros de Extremadura habló que en su asociación, a pesar de que no ser un sindicato, sí que han llegado a realizar presión sobre instituciones públicas y privadas que quisieron eliminar puestos de trabajos de archiveros, y consiguiendo que dichos funcionarios recuperasen sus puestos de trabajo. Pero sobre todo reforzando la noción de que las asociaciones profesionales solo funcionan si hay profesionales completamente involucrados para ayudar en las diferentes tareas, y que solo con la unión se hace la fuerza.

También se habló de la desconexión de la universidad con las asociaciones profesionales. En ese sentido, esta desconexión provoca que los alumnos no conozcan las asociaciones, las labores que estas realizan y las ventajas de asociarse. Juan Manuel Bernardo, comentó que desde SEDIC se ha llegado a realizar acciones para informar a alumnos universitarios sobre la labor de dicha asociación, y las ventajas que trae la inscripción. Por otro lado, el hecho de que las universidades no participen activamente con las asociaciones profesionales, provoca una caída en la calidad de las formaciones como “aprendizaje a lo largo de la vida”. Y de ese mismo modo, las universidades ofrecen contenido demasiado teórico, que en ocasiones se ve anclado en el pasado, y que no está al día con las innovaciones que los profesionales adoptan para mejorar su trabajo.

En general podríamos decir, que fue una mesa redonda muy activa, en la cual se vieron los temas primordiales que preocupan a los cuerpos directivos de las asociaciones y a los asociados, en la que tanto un lado como el otro mostraron sin reservas los temas que consideraron imprescindibles, y que podríamos resumir como: El desconocimiento de las actividades de las asociaciones por parte de los asociados; las expectativas de los asociados, sobre las funciones que las asociaciones profesionales deberían realizar; la escasa visibilidad del trabajo de los profesionales de la información por parte de la sociedad y por último, la desconexión entre la universidad y las asociaciones. Que son sin duda alguna, cuestiones que únicamente podremos resolver con la participación y el trabajo activo de los asociados hacia el objetivo común de la mejora de la profesión, pero sobre todo, que dé lugar al objetivo final, que no es otro sino la mejora de los servicios de información que los profesionales ofrecemos a la sociedad.

4º Encuentro de la Red de Bibliomóviles de Chile 2018: Una red en crecimiento (1)

“La biblioteca pública va teniendo más sentido para la medición de una cultura, que la misma escuela. Revela el estudio desinteresado: su estadística muestra cuántos hombres y mujeres buscan sin obligación, y sin deseo de diploma, el conocimiento […] Es un verdadero barómetro de la vida mental en un país”

Estas palabras de Gabriela Mistral son sólo una pequeña muestra de todo lo que la Premio Nobel chilena dejó escrito y dicho sobre las bibliotecas públicas y los bibliotecarios que las regentan y mantienen.

En cuanto supe que el 4º Encuentro de Bibliomóviles de Chile se iba a celebrar en el lugar donde la escritora y diplomática obtuvo su habilitación para ejercer como maestra allá por 1910, el actual Museo de la Educación, me lancé a recopilar todas las referencias que pude sobre la opinión que esta intelectual tenía sobre las bibliotecas y en especial sobre las bibliotecas móviles. Había recibido la amable invitación del Sistema Nacional de Bibliotecas Públicas de Chile para acompañar y participar activamente en el desarrollo de dicho

Encuentro, auténtico barómetro de la situación real de la Red de Bibliomóviles, que se celebra cada dos años y del que yo ya tenía sobradas referencias.

Y es que la conexión con los compañeros bibliomovileros chilenos viene de largo. Primero fue Roberto Soto, un baluarte en este sector bibliotecario de nuestro país, quien tuvo la suerte de poder acudir en representación de ACLEBIM al primero de los encuentros que se celebraron, allá por 2012, momento en que la red chilena comenzaba su singladura. Posteriormente pudimos conocer de cerca la realidad de los bibliomóviles chilenos y de alguna manera reconocer su tarea con el Premio Aclebim 2013, entregado durante el VI Congreso de Aclebim, celebrado en Burgos.

Pero esta relación creció aún más y en los sucesivos encuentros chilenos contaron con la presencia de compañeros de la talla de Nuno Marçal y su ponencia “Bibliotecas itinerantes: tejedoras de una Red (+) social” con su nave voladora que existe, insiste y resiste llevando lectura y siempre algo más en tierras portuguesas y por supuesto, Gonzalo Moure y el proyecto Bubisher de bibliobuses y bibliotecas en los campamentos de refugiados saharauis en Tindouf (Argelia), iniciativa a la que estoy plenamente ligado y que he podido conocer de cerca gracias al viaje que realicé el año pasado a las bibliotecas de los campamentos del desierto argelino.

Todas estas referencias consiguieron que mi alegría fuera aún mayor al recibir la cordial invitación. Iba a formar parte de esa gran familia bibliomovilera de la que tanto había leído y conocido gracias a estos gigantes de la lectura móvil y se me ofrecía la oportunidad de aportar un pequeño granito de arena en esta aventura en Red por los caminos de Chile.

“la biblioteca no es sino la institución que recoge la masa adolescente que la escuela entrega con una cultura incompleta, o que salen de los liceos con una instrucción no especializada, o que abandona la Universidad con una mente fatigada de especialidad y que recupera el goce del estudio en campos nuevos”

“La mayor parte de la América Latina acometió la empresa bibliotecaria dentro de una manera que llamaríamos suntuaria, o aristocrática, o mejor, urbanista. Se buscó servir a las ciudades en cuanto a núcleos del país. El estilo fue muy ibero, pero también europeo, y señalado por las marcas digitales de todo régimen colonial. Al llegar la era republicana, no se corrigió la fórmula, ensanchando aquel sistema de abrevadero único, como si la sed de leer que ardía en el pueblo emancipado no obligase a surcar el territorio entero de bibliotecas. Las ciudades pequeñas, y no digamos las aldeas nuestras, o bien poseen bibliotecas paupérrimas o viven rasas de libros, ayunas de esta alegría que es parte del disfrute mismo de vivir; ellas quedaron al margen de la honra de leer, la cual corre pareja con la de ser hombre y no zoología rasa”

Las reflexiones de Gabriela Mistral sobre las bibliotecas nos muestran un panorama que necesitaba de  aires nuevos. Un sistema bibliotecario antiguo, áulico, precario, centrado en la conservación de acervos documentales y escasamente en los usuarios, beneficiarios y receptores de los servicios. La tradición bibliotecaria surcaba esos caminos, pero ella vislumbraba la necesidad de otro tipo de bibliotecas en su país, alabando las precarias pero preciosas bibliotecas provinciales y poniendo el foco de interés en la atención a los usuarios, estuvieran donde estuvieran y en las bibliotecarias y bibliotecarios como profesionales esenciales en estas tareas.

Hoy día, la Red de Bibliomóviles de Chile lo sabe muy bien. Y también sabe que el futuro pasa por contar con una sólida malla que, desde sus diferentes nodos, aporte lo suficiente para mantenerse y crecer. La estructura bibliotecaria del país se encuentra inmersa en una renovación completa. Esto no es óbice para que el actual Ministerio de las Culturas, las Artes y el Patrimonio mantenga con esfuerzo el interés sobre la Red de Bibliomóviles y promueva estos encuentros sectoriales. La comunidad que conforma dicha red necesita de estos eventos para establecer marcos de trabajo, recibir formación, compartir experiencias, conocerse e intercambiar impresiones y mantenerse informada sobre las diferentes realidades laborales de cada equipo así como de la situación en la que se encuentran el resto de servicios de la flota.

La llegada de los convocados, sus perfiles integrados en Redes Regionales, las diferentes iniciativas que han realizado en este bienio pudieron ser disfrutadas en primer lugar dentro de la programación del Encuentro. Concretamente las Redes Regionales de BioBío, Araucanía y Los Ríos llenaron las primeras horas de la mañana del día 8, convirtiendo el auditorio en el altavoz de un país en crecimiento que quiere consolidar los servicios de lectura pública porque sabe que marcan el camino hacia un futuro en positivo.

Y así nos prendamos con una tromba de concursos literarios, celebraciones del Día del Bibliobús, visitas a lugares especiales por su lejanía o difícil accesibilidad. Pudimos conocer la realidad de estos Bibliomóviles a través de unos excelentes audiovisuales. Y también de su esfuerzo para reunirse periódicamente, fortalecer los nodos de cooperación y los esfuerzos de coordinación que van creando y así crecer juntos y de acuerdo con las necesidades de los ciudadanos a los que sirven. Un ejemplo de los resultados es la exposición que pudimos visitar en los patios de la escuela, sobre los 20 años de historia del Dibamóvil de Ovalle, Región de Coquimbo, comisariada por Rodrigo Araya y que completaba el detallado programa del Encuentro.

Detalle de la exposición “20 años de historia del Dibamóvil de Ovalle”, Rodrigo Araya con Jose Antonia Julia

Seguimos glosando a la Mistral y a sus sabias reflexiones sobre la profesión bibliotecaria.  Con su prosa fresca y sincera señalaba la importancia social de esta labor:

“No hay nada más fácil que amontonar libros: eso no cuesta más que enfilar ladrillos y hay gentes que ordenan sus volúmenes para la eternidad […] ellos realmente matan cada obra que enclavan en sus anaqueles. Gracias a Dios existe también los bibliotecarios jóvenes o los viejos quemadores de su generación y éstos manejan el santo depósito que le entregaron lo mismo si fueran las represas del Valle de Tennessi. Saben muy bien que el libro se hizo para circular, ambular […] Guardianes vivos de muros vivos, estas gentes valen un tesoro: husmean el temperamento tanto como los intereses del cliente tímido y salen al encuentro de ellos”

“para esto no sirve cualquier bachiller, sirven los escritores jóvenes que andan por ahí castigados, copiando oficios o estadísticas en las oficinas públicas”. Y continúa: “ésta es labor para un amante de libros, que aquí, como en toda cosa, el que ama conoce los caminos y con cordial vehemencia va despertando el amor de su criatura”

Palabras todas que vienen al pelo para seguir desgranando la programación de este magnífico encuentro. El combustible de los bibliomovileros y bibliomovileras para mantener la ilusión y el pistón en marcha proviene muchas veces del reconocimiento al trabajo bien hecho. Y en esta ocasión,  este aspecto se ha cuidado con esmero. Como plato fuerte de la jornada inaugural se realizó un merecido homenaje a Doña Elvira Maldini, pionera de los Bibliomóviles con un proyecto de la Universidad de Chile allá por 1968. Una aventurera que junto a su conductor, Eduardo Quintana, creyeron en el valor de lanzarse a la carretera a buscar a los que necesitan la lectura.

Elvira fue recibida con una exquisita presentación del compañero bibliomovilero Rodrigo Araya Elorza, el primero en investigar y sacar a la luz esta historia de pioneras valientes y decididas, a la que siguió una sentida y emocionante muestra de recuerdos y vivencias desde el testimonio de la propia Elvira, historias de un tiempo en el que surcar los caminos de Chile cargados de libros era pura entelequia. Allí estaba la prueba viviente de que es posible llegar al final a un puerto seguro, el lugar donde los herederos de ese Bibliomóvil se reúnen para mejorar en sus rutas y caminos, 50 años después.

Los homenajes y reconocimientos no quedaron ahí. También hubo una entrega de premios y diplomas a aquellos servicios que han destacado en estos dos últimos años de una u otra manera en el desarrollo de su labor. Este año se reconoció las dos décadas de trayectoria del Bibliomóvil de Curicó y a su personal a través de Nelson Muñoz. También a Carlos Mendiboure y el Bibliomóvil Lebu por su aporte constante de información sobre sus actividades y visitas en la web y redes sociales. Y finalmente a los galardonados en el proyecto “Fotografía tu Bibliomóvil”, Luis Vera y el Bibliobús de Corral (Región de Los Ríos) en la categoría de “Bibliomóvil y entorno” y Rosa Vergara y el Bibliomóvil de Maipú en la de “Bibliomóvil y Comunidad”.

Premio a la trayectoria al bibliobus de Curicó y su personal por más de 20 años de trayectoria. Nelson Muñoz, coordinador.

Pero estos merecidos premios y homenajes no son excluyentes y permiten salpicar de emoción un encuentro que nunca perdió de vista el aspecto más técnico de todo engranaje. En este sentido, se ofrecía a todos los asistentes una batería de talleres centrados en la capacitación del personal en aspectos como la comunicación externa, el uso del Sistema de Gestión Bibliotecaria ALEPH, automatización y técnicas de coordinación. Todo un abanico formativo y de gran alcance técnico. Un profesorado de nivel en cada una de sus especialidades y unas infraestructuras adecuadas, entre ellas, las salas de la maravillosa Biblioteca de Santiago, una joya bibliotecaria al servicio de todos los santiaguinos y que pudimos visitar completa y detalladamente, produciéndonos tan grata impresión como para escribir un artículo aparte. Los asistentes nos llevamos un buen conjunto de nuevos conocimientos y afianzamos los que ya poseíamos. El aprendizaje en común y planificado con esmero es mucho más potente que aquel que se acaba adquiriendo en soledad o forzado por las circunstancias.

 

 

 

4º Encuentro de Bibliomoviles de Chile 2018: una red en crecimiento (2)

En el 4º Encuentro de bibliomóviles de Chile, tal y como pudimos oír en las palabras inaugurales con las que nos recibió Gonzalo Oyarzun, Coordinador Nacional del Sistema Nacional de Bibliotecas Públicas (SNBP):

“Para mucha gente, estos vehículos acondicionados como biblioteca son la única opción que tienen de acceder a la cultura ya sea a través de libros, revistas, cuentacuentos, obras de teatro o exhibición de películas, entre otras actividades culturales”.

Gonzalo Oyarzun, Coordinador Nacional del Sistema Nacional de Bibliotecas Públicas (SNBP):

En ello redundó  Pedro Pablo Zegers, Director de la Biblioteca Nacional de Chile y mistraliano ilustre, que demostró con su presencia y sus hermosas palabras en la primera jornada del Encuentro la importancia vital que tienen en muchos casos nuestros servicios y aquellos que los realizan día a día.

En este conglomerado de emoción y aprendizaje debíamos intentar encajar nuestras intervenciones los invitados nacionales e internacionales. Reflexionar sobre nuestra profesión desde el conocimiento y el corazón, saber trasladar un poco de lo que hacemos cada uno en nuestros servicios y hacerlo de manera persuasiva e ilusionante.

Citlali López, desde México, nos acercó con su presentación a un Bibliobús muy especial, el A47 Móvil, centrado en la difusión del Arte Contemporáneo y con  un vehículo de diseño original y alternativo a la biblioteca móvil tradicional, con una estructura abierta, diáfana y versátil que permite realizar el servicio tradicional de biblioteca móvil pero también genera espacios de trabajo, de reunión, para hacer talleres, charlas, etc. Con una cuidada programación que intenta cubrir todas las franjas de edad y compartiendo objetivos con cualquier servicio de proximidad cultural. Este bibliobús especial surca las plazas de Ciudad de México, llenándolas de actividades, talleres creativos para niños y mayores, proporcionando un lugar seguro y dinámico en el que desarrollarse como ciudadano.

También pudimos disfrutar con la presencia de Felipe Nelson y su aventura llamada “Bibliocletas por el mundo”. En su primera intervención glosó las peripecias que junto a su pareja, ha podido vivir por toda Sudamérica y muchos países de Asia, a lomos de sendas bicicletas y cargando un teatro de títeres y todos los libros que pueden transportar en cada aventura, haciendo llegar a las comunidades de toda condición que se encuentran aisladas de las rutas de la cultura y la lectura. Un trabajo “misionero”, usando sus propias palabras, que les ha completado como personas y les ha permitido conocer una visión del mundo diferente.

Durante la tarde, Felipe desplegó todo su material y su capacidad expansiva de comunicación, puso del revés todo lo formal del encuentro y convirtió la preciosa capilla de la antigua Escuela Normal en una escuela de guiñol, en la que los bibliomovileros acabamos aprendiendo técnicas de expresión teatral, fabricamos el esqueleto básico de un títere y descubrimos que trucos existen para dotarlo de vida. Toda una experiencia física y mental, agotadora pero imprescindible. “Pipe”, Felipe, tiene la energía que necesitamos en los bibliomóviles, la ilusión infantil por contar y oír historias, está atento a la realidad y actúa sobre ella, mejorándola. ¿Existe otra manera de conducirnos en la tarea de las bibliotecas en general y los bibliobuses en particular?

Felipe y su actividad lúdica en la Capilla de la antigua Escuela Normal

El papel de cuentacuentos, de portadores de historias y leyendas, de guardianes de la imaginación y la libertad nos cuadra perfectamente a las bibliotecarias y bibliotecarios móviles. Ya nos animaba Gabriela con palabras como las que siguen, extraídas de su escrito de 1935 “Niño y libro”:

Entre las iniciativas ingeniosas para crear en los chiquitos la apetencia de leer, están la “Hora del cuento” en la escuela o la lectura por el bibliotecario en la misma sala de libros […] utilidad preciosa que tendría el formar, en vez de esas recitadoras de tablado, un equipo de maestros y bibliotecarios que sepan leer bellamente, con donosura y magia, despertando por un lindo recitado en prosa la avidez de leer la pieza completa que se oyó a medias o la obra congénere.

Haga usted leer cuentos, aunque mucho rezonguen los maestros. La biblioteca que ellos miran como la duplicación de su tarima, su pupitre y su sermón, a mí me parece un reservo de esos adminículos ilustres… El oficio suyo es el de aliviar, descargar y recrear niños de cara embrutecida y ojos secos, celebre o no celebre el maestro el menester de usted. Déjese decir necedades o malcriadeces que estará bien pagado con su certidumbre de encantar con libro como empedernecen con lo mismo”.

Y con ese espíritu llegamos desde Málaga hasta el otro lado del mundo para acercar nuestro bibliobús a los compañeros chilenos. Teníamos claro que había que hacer una intervención desde el corazón, con la emoción que provocan las bibliotecas móviles en aquellos que vienen como usuarios y en los que vamos en sus cabinas.

Si bien insistimos en la necesidad imperiosa de darnos a conocer a través de las redes sociales, de poner en valor nuestra actividad diaria conectándonos con el mundo usando las nuevas tecnologías, provocando soluciones para que siempre estemos localizables y sigamos existiendo no solo para nuestros usuarios si no para aquellos que ni siquiera saben de nosotros, tampoco queríamos ni podíamos olvidamos la importancia de los gestos humildes de comunicación, enseñanza y aprendizaje que se dan jornada tras jornada, cara a cara con niños y mayores que realizan su visita semanal y que esperan recibir algo que les transporte al plano de la imaginación, de la fantasía, a vivir un momento inolvidable.

En ese terreno somos expertos, y en nuestro caso, nos movemos como peces en el agua usando el dibujo en directo, la improvisación y el efecto sorpresa. Todos ellos recursos infalibles para fidelizar a cualquiera que sube los tres escalones del acceso a nuestro bibliobús.

Dibujo de Gabriela Mistral

Y así lo hicimos, tal y como ocurre casi cada día en las rutas malagueñas, dibujando en directo a Dña. Gabriela Mistral para todo el auditorio, mientras el amigo cómplice Rodrigo Araya leía en voz alta algunas de estas citas que incluyo aquí y otras muchas que la poetisa  quiso dejar para la posteridad y que enmarcan sus opiniones sobre la nueva educación y las bibliotecas. Fue un momento mágico que pudimos corroborar por las caras de ilusión de los compañeros y las cariñosas felicitaciones que recibimos posteriormente. Objetivo cumplido.

Y aquí no quedaba todo, la tarde de la última jornada, el maestro de ceremonias nos recordó el momento más asambleario del encuentro. Los profesionales se dividieron en grupos regionales y debatieron las respuestas a una batería de preguntas creada ex profeso para ellos que les interrogaba sobre sus opiniones, inquietudes, dudas y propuestas  en torno a la Red bibliomovilera actual y las expectativas de futuro que se planteasen. Esto dio lugar a una reflexión grupal y a un debate posterior en que los representantes regionales pudieron exponer a todos las conclusiones a las que llegaron. Se trata de un momento crucial porque habilita a los que arrancan los motores todos los días para enunciar los problemas, proponer soluciones y compartir reflexiones con los responsables ministeriales, que usarán las conclusiones finales para proponer las líneas de actuación hasta 2020, fecha del próximo encuentro.

Taller 11

Taller 13

 

 

 

 

Quizá sea este último evento dentro del encuentro el que más valor tiene a largo plazo. Si el objetivo principal es crear y consolidar una red fuerte que justifique la plena vigencia de los servicios de biblioteca móvil en Chile, la opinión y la participación activa de todos los profesionales que participan en ella es crucial. Así es como se construyen los grandes proyectos y así se avanza con criterio. Y para ayudar, el Encuentro nos obsequió con una serie de materiales de mucho valor: entre los que destacamos los chalecos de trabajo para todos los profesionales, una prenda multiusos necesaria y que crea imagen corporativa,  también un modelo para armar y colorear bibliobuses de cartón que sirven para disparar la creatividad de los más pequeños, vinilos adhesivos para los vehículos con el texto bibliomóviles.cl, todo pensado para que la flota bibliomovilera sea plenamente reconocible y trabaje su imagen corporativa de forma adecuada.

Queremos despedirnos agradeciendo de nuevo la invitación y el trato recibido por todos y cada uno de los que han participado en el Encuentro. Nos han proporcionado unas vivencias inolvidables y combustible suficiente para seguir nuestro trabajo con ilusiones renovadas. Hemos podido compartir con todos desde la inauguración hasta la maravillosa velada y cena de despedida, nos hemos mirado unos a otros como a un espejo y nos hemos reconocido en el trabajo diario de cientos de compañeros y compañeras.

Reconocer aquí el espléndido trabajo de Álvaro Soffia Serrano, coordinador de Fomento Lector del SNBP y motor de este maravilloso evento que ya es un ejemplo esencial para todos los servicios de bibliotecas móviles del mundo. Cuidar los detalles, optimizar los recursos, perseverar. Son rasgos difíciles de mantener pero se han conseguido de largo. Crecer manteniendo la diversidad, confiar plenamente en las virtudes de nuestro trabajo pero sabiendo que hay que aplicar soluciones coherentes para no caer en la redundancia o simplemente en la incapacidad de influir en la vida de nuestros usuarios, conocernos y avanzar juntos para hacerlo más y mejor; estas y otras muchas afirmaciones glosadas durante el Encuentro son parte de los enunciados que desde la organización se han articulado para dar forma al evento. Y desde nuestra humilde opinión, se han cumplido con creces los objetivos. Gracias Chile, por estos días inolvidables, nos vemos en la próxima.

Todas las referentes a Gabriela Mistral que incluyo en el texto han sido extraídas de: Romero Bucciardi, Catalina, (2011). Gabriela Mistral: el libro y la lectura. Santiago, Chile: Universidad Tecnológica Metropolitana.

En dicho texto se recogen las citas de varios de los textos que la Mistral dedicó a la lectura, al libro y a la educación en general y se hace un exhaustivo estudio sobre el tema. Se ha convertido en la referencia más importante de nuestro artículo y tuve la oportunidad de conocer a su autora, Catalina Romero, durante este viaje.

 

 

13º Congreso de la Asociación Portuguesa de Bibliotecarios, Archiveros y Documentalistas (BAD)

Entre los días 24 y 26 de octubre de 2018 se celebró en Fundão el 13º Congreso de la Asociación Portuguesa de Bibliotecarios, Archiveros y Documentalistas (BAD), dedicado al tema de la Sostenibilidad y Transformación.

La sostenibilidad y la transformación se presentan en el contexto actual de los profesionales da la Información y Documentación como “dos fuerzas actuantes” que, por un lado, condicionan las acciones de los profesionales, y por otro, “abren un conjunto de posibilidades” que pueden tener una presencia más fuerte en la sociedad.

Sesión sobre la Sostenibilidad del Asociacionismo y la Transformación de la Profesión. © BAD, 2018

En un congreso fuertemente influido por la Agenda 2030 y por las cuestiones relacionadas con la sostenibilidad que “definen la estrategia y la operatividad de las políticas transversales”, los profesionales están llamados a definir abordajes innovadores orientados hacia soluciones que, manteniendo un equilibrio “entre recursos e objetivos, entre asegurar el futuro sin comprometer el presente”, no pueden desatender “a las personas que las construyen y aquellas a quienes se destinan”.

Este congreso reunió a más de 400 participantes entre bibliotecarios, archiveros y otros profesionales que presentaron comunicaciones, debatieron y reflexionaron en torno a las cuatro líneas temáticas: Memoria, Patrimonio y Ciencia Abierta; Redes, Comunidades y Alfabetismo; Derecho a la información; Tecnología e Infraestructura organizadas con  presentaciones de comunicaciones, presentaciones 24×7, presentaciones de posters, mesas de debate y reuniones abiertas de los grupos de trabajo. A través de la página web del 13º Congreso tendrán acceso a toda esta información. Asimismo, las actas del Congreso con todos los textos de las comunicaciones, presentaciones 24×7, posters y mesas han sido ya publicadas y están accesibles a todos.

También hubo lugar para la celebración de sesiones plenarias con invitados nacionales e internacionales y, en el último día, una sesión sobre la Sostenibilidad del Asociacionismo y la Transformación de la Profesión, durante la cual fue posible escuchar los testimonios de profesionales pertenecientes a otras asociaciones: de España llegaron Elena García Mantecón, de la Asociación de Archiveros de Extremadura (AAE) e Juan Manuel Bernardo Nieto en representación de la Sociedad Española de Documentación e Información Científica (SEDIC) y , de Brasil, Carolina Patrícia König, de la Associação Rio-Grandense de Bibliotecários (ARB).

Los grupos de trabajo de la BAD son sin duda impulsores de las dinámicas de esta asociación a través del trabajo que desarrolla y para lo cual congregan a profesionales, asociados o no, de las más diferentes áreas vinculadas a la Información y Documentación. En este congreso los grupos de trabajo tuvieron una presencia activa con la presentación de posters, presentación de comunicaciones, organización de mesas y de reuniones.

El grupo de trabajo de Sistemas de Información en Museos (GT-SIM) de la BAD fue creado en 2012, en el seno de esta asociación, como respuesta a la necesidad de discusión y difusión de buenas prácticas de las profesionales de la gestión de información en los museos portugueses. En sus seis años de actividad el GT-SIM ha procurado cumplir los objetivos estratégicos definidos en su constitución a través del desarrollo de líneas de acción específicas que contribuyesen a la interoperabilidad de los sistemas de información en el ámbito de la museología, archivística y biblioteconomía, dirigiéndose así hacia una gestión integrada de la información en las instituciones de la memoria.

Al igual que otros grupos de trabajo de la BAD, también el GT-SIM presentó un poster que mostraba los trabajos desarrollados y los resultados alcanzados en las principales líneas de trabajo del grupo –diagnóstico referido a los sistemas de información en los museos; definición y encuadre de metodologías y procedimientos a utilizar en los sistemas de información de museos; creación de un centro de documentación virtual temático–, un balance de actividad que se hace con el objetivo de reflexión y orientación del trabajo futuro para el GT-SIM.

Además de la presentación del poster, el GT-SIM también promovió la celebración de una reunión de grupo abierta a todos los profesionales interesados en la representación del conocimiento a través de los modelos ontológicos. Estos modelos permiten un enriquecimiento semántico de las descripciones y relaciones entre los objetos de información, resultando una herramienta esencial para potenciar la interoperabilidad entre instituciones de la memoria, a través de la utilización de lenguajes estructurados compatibles con los principales Linked Data. Utilizando el modelo conceptual desarrollado por el comité de documentación del ICOM (CIDOC-CRM), se hizo un ejercicio de aplicación práctica al universo de las Galerías, Bibliotecas, Archivos y Museos (GLAM, en la sigla en lengua inglesa): inspirándose en el proyecto CIDOC CRM The Game los participantes modelaron datos relativos a objetos distintos y característicos de cada institución de la memoria representada. Esta reunión abierta fue un paso más en la sensibilización de los profesionales del universo GLAM para la utilización de ontologías en la representación de la información y conocimiento y para el acercamiento de todos hacia la consecución de un objetivo común: mejorar la forma como usamos y ponemos a disposición la información a un público cada vez más amplio en un mundo hiperconectado.

Reunión abierta del GT-SIM. © Fernanda Ferreira, 2018

Maria José de Almeida

.

Cómo proteger tu privacidad en Internet

Empresas como Google, Facebook o Youtube no ofrecen sus servicios de forma gratuita aunque aparentemente así lo parezca. Su monetarización no depende del dinero que nosotros paguemos directamente, sino de la compra-venta de datos. El problema de ese método económico es que no se trata de datos cualquiera, sino que son tus datos personales. Esos datos personales son vendidos a terceros con el objetivo de crear por ejemplo, una publicidad más directa y personalizada, y así aumentar la posibilidad de que compres los productos de una marca concreta. O por ejemplo utilizarlos para campañas políticas como se vio en el escándalo de cambridge analitycs.

Si el modelo económico de estas grandes empresas tecnológicas es la información de las personas, se pone en serio riesgo la privacidad y los derechos de los usuarios. Pero ir contra el modelo económico es difícil. No por ello debes dejar de tener redes sociales, sino que debes saber cómo utilizarlas sin poner en riesgo tu privacidad.

Algunos conceptos sobre privacidad

A) IP

IP es el acrónimo de internet protocol, un nivel de red del protocolo TCP/IP. Se trata de un requisito para navegar a través de internet que nos asigna automáticamente un número de identificación, de tipo lógico y jerárquico, de una interfaz en la red. Por ejemplo, muchas webs como las empleadas por el correo electrónico tienen una IP fija con la que siempre se las puede localizar, pero los dispositivos que se conectan a la red tienen una IP que puede ser dinámica. Una vez un usuario se conecta a internet, pasa a ser identificado con un código único y personal, la IP. Esa IP de usuario es la que se conecta a un DNS, o dominio a través de un servidor, y una vez se establece la relación podemos acceder al contenido de las webs alojadas en internet.

En resumen, la IP determina el lugar desde el que nos conectamos, el dispositivo y la red.

Si nuestro objetivo es garantizar la privacidad de nuestra información en internet, tenemos que utilizar métodos para camuflar esa dirección IP, que posteriormente veremos

  1. B) Cookies

 

Las cookies son un pequeño archivo enviado al servidor web en el momento en el que accedemos a una web que se almacena en el navegador del usuario para que el sitio web al que accedamos pueda disponer de esa información.

Las cookies almacenan los accesos a otros sitios web anteriores, hábitos de navegación y los spyware de las empresas de ventas. De este modo cada vez que accedamos a una web, se tendrá registro de las webs que solemos visitar, y las empresas de marketing podrán cruzar esos datos para crear publicidad relacionada con nuestros gustos. Se trata de un algoritmo que utilizan prácticamente todas las webs que visitamos.

¿No te has fijado que después de buscar un libro en Amazon o en La Casa del Libro, de repente toda la publicidad de internet tiene que ver con ese libro, ese autor, o esa temática? Eso es lo que hacen las cookies.

Aunque con la nueva normativa europea de protección de datos el uso de cookies se ha limitado en gran medida, proporcionando al usuario la capacidad de decidir si quiere o no aceptar cookies (en los mejores casos), o qué cookies desea aceptar y cuáles no. Si esto no te parece suficiente, existen formas para esquivar esas cookies, evitar ser rastreados y ser lo más anónimos posibles en Internet.

Navegación privada

La navegación privada es un método de acceso a nuestro buscador web que incluyen todos los navegadores. Su funcionamiento no es ni mucho menos lo que desearíamos con ese nombre porque nuestra navegación no pasa a ser privada “del todo”.

 

Cuando entramos en una sesión privada nuestro navegador (Google Chrome, Firefox, Opera…) crea una base de datos en sus servidores asignada a nuestra dirección IP donde almacena todos los registros necesarios durante nuestra navegación. Cookies, historial, archivos de geo localización etc. Una vez salimos de la sesión privada la base de datos se vacía.

Con este mecanismo nos permite que todo lo que hagamos durante nuestra sesión privada se destruya, pero mientras estamos en esa sesión privada, nuestros datos no son privados. Cada navegador tiene una política especial para este tipo de navegación, por ejemplo Firefox, no guarda ni las páginas visitadas, ni las búsquedas, ni las cookies ni los archivos temporales, solo los marcadores y las descargas. Además incluye protección contra rastreo.

Para mejorar estos mecanismos hay navegadores que incluyen una filosofía basada en la privacidad sin necesidad de navegación privada

Navegadores web basados en la privacidad

Epic Privacy Browser:

Este navegador que garantiza la privacidad está basado en chromium, elimina cookies y trackers después cada sesión y todas las búsquedas se realizan a través de un proxy propio para que tu IP no pueda ser detectada. También se priorizan las conexiones SSL. No recoge datos sobre sus usuarios y contiene un bloqueador de publicidad nativo. Además tiene un botón para conectarse a un proxy de navegación segura aunque es más lento.


Tor Browser

El navegador Tor es usado principalmente para navegar en la dark web. A través de la darknet de Tor, podemos ir a las webs que normalmente no son visibles en la clearnet. Por ejemplo, nos permite acceder a sitios que no están en las páginas de Google Chrome convencionales.

Pero a parte de estas funciones, podemos utilizarlo como un navegador convencional que nos permita asegurar la privacidad de nuestros datos en internet. Tor utiliza Firefox de forma pre configurada por lo que no es necesario conocimientos técnicos para utilizarlo de una forma convencional. La principal ventaja frente a otros navegadores es que desactiva todos los elementos de rastreo.

Por otro lado, el enrutado de Tor hace que cuando pongamos una consulta y le demos a buscar, nos lleve hasta a 3 servidores aleatorios antes de darnos un resultado. Con este sistema nuestro IP queda completamente oculta, haciendo que no sea accesible saber desde donde navegamos.

La ventaja principal de Tor es que la navegación no es privada sino anónima.

Para proteger la identidad, las cookies solo se almacenan en una sesión temporal, la cual es eliminada cuando se cierra la misma. Así que cuando nos volvamos a conectar no se podrán relacionar unas sesiones con otras. Del mismo modo, no se conserva ningún historial de búsqueda.

Aun así, si accedes a redes sociales o al correo electrónico desde la red de Tor se relacionará esa información con tu nombre y dejará de ser privado.

Si quieres saber más sobre Tor puedes consultarlo aquí.

Buscadores que protegen tus datos

Un buen complemento para esa navegación privada es usar navegadores que tengan una mejora añadida en temas de privacidad. El mejor ejemplo es DuckDuckGo.

El funcionamiento es simple. Cada vez que inicias sesión se crea una base de datos temporal que es destruida cada vez que salgas. De este modo nunca habrá una sesión principal y una secundaria, sino que todas tus sesiones serán privadas. Ningún dato de una sesión y otra será relacionado. De esta forma los usuarios no son rastreados como sí hacen otros buscadores como Google.

Navegación VPN

VPN es el acrónimo de Virtual Private Network. Es decir una red de navegación privada. Cuando nos conectamos a Internet en casa o en el trabajo nos conectamos a través de un router que manda nuestra señal a nuestro proveedor de Internet, y este lo conecta con el servicio web. Una ventaja de utilizar una red VPN es la del túnel de datos. Con este sistema podemos camuflar nuestra presencia geográfica en Internet porque la conexión dejaría de ser directa a ser indirecta. Nosotros nos conectaríamos a la red VPN y ésta es la que se conectaría a la web, por lo que a efectos prácticos nuestro lugar de conexión pasaría a ser el del lugar donde esté la VPN. De esta forma se garantiza nuestra privacidad y nuestra seguridad, además de que podemos obtener contenidos que en nuestros países estén bloqueados o no estén disponibles.

Información de interés

Con el nuevo Reglamento General de Protección de Datos (RGPD), la Agencia Española de Protección de Datos está llevando a cabo una tarea de investigación y difusión para que las entidades y organismos que lo necesiten, puedan disponer de la información necesaria para llevar a cabo todas las medidas de protección que por ley son necesarias.

Pero además, se han creado guías para la protección de datos, la seguridad en Internet y la privacidad del usuario que son de un alto interés.

La Oficina de la seguridad informática dispone de medidas para conocer los derechos de los usuarios en Internet, así como recomendaciones para llevar a cabo medidas de seguridad en Internet y que nuestros datos no sean vulnerados:

La agencia de protección de datos dispone de este portal “protege tus datos” que dispone de video tutoriales sobre consejos para la seguridad en Internet.

Guía de la agencia española de protección de datos y prevención de delitos.

El blog Genbeta ha recopilado y sintetizado todos los consejos que la Agencia de Protección de Datos recomienda para proteger la privacidad y la seguridad en Internet.